La economía social y solidaria busca conciliar la actividad económica y la utilidad social. Con base en las competencias y las necesidades colectivas, define nuevas modalidades de producción y de acceso al mercado. Las iniciativas en el ámbito de la economía social y solidaria se basan en los valores siguientes: la ética en las relaciones humanas, la gobernanza local, la solidaridad y el desarrollo sostenible. GeTM apoya acciones que tienen en cuenta y respetan estos valores.

Un desarrollo económico justo equitativo es el que permite el desarrollo de sistemas cooperativos, el fortalecimiento de los intercambios locales y del poder adquisitivo, así como una mayor autonomía de gestión. Asimismo, favorece los intercambios culturales, técnicos y sociales entre productores y consumidores.

Las prioridades de GeTM en cuanto a la economía social y solidaria son:

  • La búsqueda de alternativas de empleo y de ingreso para las personas con mayor riesgo de ser excluidas del sistema económico.
  • El apoyo y acceso a los mercados locales de pequeños productores, artesanos, campesinos y ganaderos.
  • La promoción de grupos y cooperativas, de artesanos y de microempresas.
  • El apoyo a asociaciones comunitarias, comités de gestión, grupos de mujeres y comisiones locales y el fomento del intercambio de conocimientos, técnicas y productos.
  • La promoción y el desarrollo de mercados locales y la consolidación de redes regionales de transformación y comercialización de productos.
  • El empoderamiento de los consumidores y el fomento y apoyo del diálogo con los intermediaros y las autoridades.

GeTM apoya en especial acciones destinadas a las mujeres, los jóvenes y las personas marginalizadas por razones específicas a cada contexto local, que permitan transformar su papel en la sociedad a largo plazo.